La lucha contra la corrupción en Finlandia (2/7)

Finlandia-Y-LOGIKA

LA LUCHA CONTRA LA CORRUPCIÓN EN LA EXPERIENCIA FINLANDESA (2/7)

Fuente: Revista Envío (Revista mensual de análisis de Nicaragua y Centroamérica). Número 289

VALORES: MODERACIÓN, AUTOCONTROL Y BIEN COMÚN

Abrazar sinceramente los valores de la moderación, el autocontrol y el bien común pone límites importantes a la búsqueda de beneficios privados a expensas de otros. Estos valores también sirven para construir la confianza mutua.

Las investigaciones demuestran la correlación que existe entre el alto grado de confianza entre los miembros de una sociedad y los bajos niveles de corrupción. La experiencia finlandesa indica también que el ejemplo moral de los funcionarios y encargados de tomar decisiones en cargos públicos es indispensable para el desarrollo de una cultura ética de gobernabilidad.

Cuando las personas ven un comportamiento ético y responsable en quienes ocupan puestos de responsabilidad es más probable que deseen imitarlos. Una cultura de responsabilidad en la administración pública se puede desarrollar y reforzar al declarar oficialmente que los valores éticos constituyen la base del servicio público.

De acuerdo con la Política de Personal del Gobierno de Finlandia, el servicio público está basado en valores. El sector privado finlandés también ha mantenido por mucho tiempo los valores de “mejores prácticas”: responsabilidad, honestidad y juego limpio.

La capacitación ética se ha convertido en un componente integral de la formación en Administración de Empresas en Finlandia. Un 90% de los ejecutivos de empresas finlandesas consideran que el cumplimiento de las leyes y regulaciones es esencial en sus actividades corporativas. Está estudiada también la correlación que existe entre un alto grado de competitividad y un bajo nivel de corrupción. Durante varios años seguidos, Finlandia ha clasificado como el primero o segundo país más competitivo del mundo, a la vez que el menos corrupto.

Una cultura de gobernabilidad que mantiene los valores del bien común y de la responsabilidad compartida refleja la ética de toda una población. Por lo general, los funcionarios públicos de Finlandia representan los valores que son comunes al pueblo finlandés. Un amplio consenso entre los ciudadanos en torno a estos valores y una sociedad civil activa e interesada constituyen la clave para generar la presión que se requiere para que surja y se consolide una cultura de gobernabilidad responsable.

Los medios de comunicación independientes han demostrado también ser indispensables para que la sociedad civil ejerza presión. Ésta se fortalece con la cantidad excepcionalmente alta de lectores de periódicos que hay en Finlandia. Hasta los abusos menores de los funcionarios públicos son de interés periodístico -a veces a expensas de noticias más importantes- y, suscitan una pronta reacción de desaprobación por parte de la opinión pública.

Anuncios

Anímate a dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s